lunes, 7 de junio de 2010

El pollo que quiere ser gallo

“Creerse sabio es signo de idiocia”

Amando de MiguelPICT0067

En mi actual trabajo me he encontrado con muchos “pollos” que quieren ser gallos o ser los dueños del gallinero.

Por un lado entiendo que es licito que todos quieran crecer en su ámbito laboral y pasar de pollos a gallos o incluso ser el macho alfa del gallinero (o la hembra que de todo tenemos en la viña del señor), como he dicho es licito, lo que que no me parece tan licito es hacerlo a cualquier coste y por encima de los demás, es decir como vulgarmente se dice “puteando” al resto de pollos del gallinero que lo único que quieren es hacer su trabajo y pasar desapercibidos para no buscarse problemas o terminar en el asador, que tal como están los tiempos a veces es una buena opción.

El peor pollo es el que se cree que es el mas listo, “el rey del pollo frito”, pero como decía mi abuela, que no tenia estudios mas allá de la vida pero que era lista y lógica, “ no te creas nunca el mas listo porque siempre habrá alguien que te hará quedar como un tonto”, estos, los “reyes del pollo frito”, no llegaran a nada y si llegan nunca serán respetados en el mejor de los casos temidos, por su incompetencia y su afán de poder, mando, y la prepotencia que demostraran en su empeños de hacerse ver como el macho alfa.

Este tipo de personas suelen ser los que más problemas te pueden dar,  a la larga si les sigues el juego o si aceptas su juego, lo mejor en mi modesta opinión es dejarles hacer, es decir que se sigan creyendo los mas listos y darles, como se dice normalmente, cuerda para que ellos solos se ahorquen. es decir que te cambian, por ejemplo, la password de un sistema informático, pues nada tu búscate la vida para conseguirla y déjale creer que sigue siendo “el rey del pollo frito”, lo mas seguro es que así consigas cierta ventaja que en un enfrentamiento abierto no lo conseguirías.

Aunque la naturaleza humana no esta hecha para hacerse pasar por tonto, en mi vida he podido comprobar que se gana mas haciéndose el tonto que  queriéndose hacerse el listo, lo mejor es pasar desapercibido la mayor parte del tiempo y destacar solo en los momentos adecuados.

En definitiva gestiona esa información que te dará la ventaja y recuerda prosperar es licito pero nunca pises a tus compañeros al menos que ellos te pisen antes y aun así ojo ese pisotón puede provocar que tropieces y caigas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario